Esta técnica utiliza la acupuntura aplicando además corrientes eléctricas específicas para tratamiento de problemas osteo-musculares, dolores de espalda, rodillas, codos, pies. La electro-acupuntura promueve un elevado estado de analgesia (cuando se utiliza correctamente) siendo ideal para problemas de dolor diversos. La analgesia (tratamiento del dolor) es una de las razones por que la acupuntura se volvió inicialmente conocida en todo mundo. La electro-acupuntura funciona muy bien también en la rehabilitación muscular después de problemas traumatológicos en los cuales el paciente haya perdido masa muscular y capacidades físicas, llevando la energía (qi), sangre y movilidad a la zona anteriormente damnificada.