ACUPUNTURA CHINA

La Acupuntura es un método terapéutico originario de China que se basa en la introducción de finas agujas de acero inoxidable en determinados puntos precisamente localizados del cuerpo, en determinada dirección y con manipulaciones precisas para que se consigan resultados sorprendentes. Hay registros de agujas de piedra con más de 5000 años, ya por entonces utilizados en tratamientos en el cuerpo humano.

El cuerpo humano está compuesto por canales de energía, con recorrido y dirección específica, canales por donde circula el Qi (flujo vital de energía) y la Sangre. Se consideran 12 canales bilaterales principales y dos meridianos extraordinarios, además de algunos puntos extras y otros tipos de meridianos con funciones específicas.

Según la Medicina Tradicional China (en adelante MTC) solo hay dos enfermedades (SHI y XU/exceso y insuficiencia) y 160 Síndromes diferentes, pero cada cuerpo es un todo y para la MTC no hay enfermedades, hay enfermos. Se considera el cuerpo como un todo y no solamente la suma de sus diferentes partes. Ese es el motivo de los numerosos y reconocidos casos de éxito que la acupuntura consigue continuamente.

Un cuerpo es un ser energético. Esa energía puede estar en exceso y bloquear (SHI) o en deficiencia y encontrarse vacío (XU). La acupuntura lo que hace es armonizar y reequilibrar esos excesos e insuficiencias, y devolver al cuerpo la capacidad de homeostasia y de sanación que él mismo tiene. Son muchas las herramientas con las que cuenta la MTC, pero cada caso es diferente y exige una buena diferenciación de síntomas para que se pueda realizar un buen trabajo de sanación.

¿Que enfermedades puede tratar la acupuntura?

Muchas son las enfermedades que la acupuntura trata con un elevado índice de éxito:

  • Asma
  • disnea
  • palpitaciones
  • insomnio
  • depresión
  • gastralgias
  • hemorragias
  • edemas
  • Accidente vascular cerebral
  • parálisis facial
  • fibromialgia,
  • Síndrome del túnel Carpiano
  • cefaleas
  • vértigos y mareos
  • lumbagos
  • tabaquismo
  • obesidad
  • problemas musculares
  • problemas osteo-musculares
  • problemas ginecológicos
  • depresión post parto
  • disminución de memoria
  • artritis...

¿Duele la acupuntura? ¿Se sienten las agujas?

Las agujas para acupuntura son mucho más finas que las agujas de inoculación que se utilizan en la Medicina Occidental, por lo que violentan muchísimo menos al cuerpo al ser introducidas en éste.

Lo cierto es que la mayoría de los pacientes no sienten la introducción de la aguja en el cuerpo, pero en seguida sienten una ligera pesadez o choquecito ligero, mientras que el acupuntor nota la aguja tensa y conectada al cuerpo. Es exactamente eso lo que se busca para promover el cambio de energía y el efecto terapéutico. Por eso siempre se dice que no duele y que en todo caso lo que se puede llegar a sentir es muchísimo menos que la picadura de un mosquito.